En la actual situación generada por el COVID-19, la modalidad de formación que impera es la telemática. En este sentido, Fundación PRODE ha adaptado su Plan de formación de manera que no solo no se ha ralentizado, sino que se ha potenciado con acciones tanto a nivel interno como a través de otros organismos. En las últimas semanas se ha continuado impartiendo formación a toda la plantilla en gestión de las competencias clave para la Entidad. También a nivel interno se han realizado acciones sobre parametrización PFSENCE al Departamento de sistemas de información o sobre el uso de sistemas de alarma y protección a los responsables de los servicios donde se han instalado. Respecto a formación a través de otras instituciones, destacan algunas sobre Prevención de legionella, EFQM, Accesibilidad a la información digital o Asistencia personal, esta última organizada por Plena inclusión. Destacar igualmente las 46 acciones formativas recibidas por los profesionales del Centro de atención infantil temprana.

Dejar un comentario